Tipos de Aviones

Avión (del francés avion,[1] y éste como forma aumentativa del latín avis, ave), también denominado aeroplano, es un aerodino de ala fija, o aeronave con mayor densidad que el aire, provisto de alas y un espacio de carga capaz de volar, impulsado por uno o más motores. Los aeroplanos incluyen a los monoplanos, biplanos y triplanos. Los aeroplanos sin motor, diseñados por primera vez por el Ing. Angel Lascurain y Osio, se han mantenido desde los inicios de la aviación para aviación deportiva y en la segunda guerra mundial para transporte de tropas, se denominan planeadores o veleros.

Según la definición de la OACI es un Aerodino propulsado por motor, que debe su sustentación en vuelo principalmente a reacciones aerodinámicas ejercidas sobre superficies que permanecen fijas en determinadas condiciones de vuelo.[2]

Pueden clasificarse por su uso como aviones civiles (que pueden ser de carga, transporte de pasajeros, entrenamiento, sanitarios, contra incendios, etc.) y aviones militares (carga, transporte de tropas, cazas, bombarderos, de reconocimiento o espías, de reabastecimiento en vuelo, etc.).

También pueden clasificarse en función de su planta motriz; aviones propulsados por motores a pistón, motores a reacción (turborreactor, turborreactor de doble flujo, turbohélice, etc.) o propulsores (cohetes).

Su principio de funcionamiento se basa en la fuerza aerodinámica que se genera sobre las alas, en sentido ascendente, llamada sustentación. Esta se origina por la diferencia de presiones entre la parte superior e inferior del ala, producida por la forma del perfil alar.
Avión de caza

Un avión de caza (también llamado avión de combate), o simplemente caza,[1] es una aeronave militar diseñada fundamentalmente para el combate aéreo con otras aeronaves, en oposición a los bombarderos, que están diseñados principalmente para atacar objetivos terrestres mediante el lanzamiento de bombas. Los cazas son pequeños, veloces y de gran maniobrabilidad. Muchos cazas poseen capacidades secundarias de ataque a tierra, y algunos son de doble propósito para actuar como cazabombarderos; el término ‘caza’ a veces también es usado coloquialmente para nombrar a los aviones de ataque a tierra.

Los cazas son el principal medio con el cual las fuerzas armadas consiguen la superioridad aérea sobre sus oponentes en batalla. Por lo menos desde la Segunda Guerra Mundial, lograr y mantener la superioridad aérea viene siendo un componente clave a la hora de conseguir la victoria en la guerra, particularmente en una guerra convencional entre ejércitos regulares (no así en una guerra de guerrillas).[2] De este modo, la adquisición, el entrenamiento y el mantenimiento de una flota de cazas representa una parte muy sustancial de los presupuestos de defensa para las fuerzas armadas actuales.[3]

Entre las principales misiones cumplidas por los cazas destacan la patrulla aérea de combate (CAP) y la interceptación de aeronaves enemigas. Cuando el enfrentamiento entre aviones de caza se produce a corta distancia, recibe el nombre de dogfight o combate aéreo cercano.
 
Avión comercial
Un avión comercial o avión de línea es un aeroplano explícitamente proyectado para el transporte de pasajeros; es el que utilizan las compañías aéreas. Algunos modelos vienen modificados para el transporte de carga.
Los aviones comerciales nacen en los primeros años después de la segunda guerra mundial, cuando toda la experiencia técnica acuática en la carrera de armamentos se puede aplicar a la construcción de aeronaves dedicadas al tranporte de personas. El primer aéreo en absoluto en desarrollar un servicio a pasajeros fue un A.E.G. J.II que el 5 de febrero aseguraba un vuelo diario entre Berlín y Weimar. Desde entonces, la aviación comercial se desarrolla e impulsa la construcción de aeronaves comerciales cada vez más veloces.
 
  Aviación militar  

La aviación militar comprende los medios materiales y humanos que conforman la fuerza aérea de una nación. El concepto de aviación militar implica la utilización de las aeronaves (aviones y helicópteros) con fines bélicos, ya sea para atacar al enemigo como para brindar apoyo a las fuerzas propias, dentro de un marco táctico y estratégico dado.

La aviación militar abarca también todo lo que está relacionado con los vuelos de ataque y de defensa, de reconocimiento y vigilancia, de transporte, de rescate, y otros similares, así como los sistemas de control y seguimiento de estos.

El origen del empleo de las aeronaves para fines bélicos se remonta a la mitología, cuando Belerofonte mata a la Quimera montando su caballo alado Pegaso. Si bien aquí no hay presencia de vehículos aéreos creados por el hombre, se vislumbra ya el concepto del combate desde el aire como ventaja táctica.

Estrictamente, la primera vez que se utilizan aeronaves para realizar operaciones militares (aunque no de combate) fue en 1794, durante la batalla de Fleurus, cuando el ejército francés emplea globos para observar a las fuerzas austriacas. A pesar del enorme potencial de estos aparatos para las labores de observación y reconocimiento en el campo de batalla, tuvieron una difícil historia operacional, pues el mismo Napoleón los desestimó como instrumentos valiosos para la guerra.

File:Fighter.formation.arp.750pix.jpg
 
 Tipos de aeronaves militares

Los aviones de ataque, tal como su nombre lo indica, son aeronaves específicamente diseñadas para destruir objetivos enemigos en la superficie, tanto terrestre como marítima. A veces se los denomina "cazas de ataque" o incluso se los incluye en la simplificación del término "cazas", pero no se debe confundirlos con los aviones de caza-intercepción o con los cazabombarderos; ya que los primeros sólo combaten contra otras aeronaves, y los segundos cumplen misiones mixtas de combate aéreo y ataque a superficie, mientras que los cazas de ataque tienen como prioridad el ataque al suelo. Sin embargo, conviene señalar que esto no priva a los aviones de ataque de poder portar y disparar misiles aire-aire como precaución defensiva en caso de ser interceptados por el enemigo. De hecho, la mayoría de los aviones de ataque son capaces de derribar otras aeronaves llegado el caso, pero en cambio no son capaces de luchar un "dogfight" (un combate aéreo). Lo cierto es que la categoría de aviones de ataque contiene aeronaves muy diversas, tanto en su forma y categoría como en sus misiones y objetivos. Podemos encontrar aviones con motor de pistón, tales como el A-1 Skyarider de apoyo cercano y el IA-58 Pucará de misiones COIN (contrainsurgencia), así también como el potente F-15E Strike Eagle, que si bien es especialista en misiones de ataque conserva la capacidad de ataque combate aire-aire del modelo F-15C, por lo qué técnicamente es un cazabombardero, aunque generalmente es considerado un avión de ataque; además, tenemos los aviones de ataque puro, cómo el A-10 Thunderbolt y el Su-25 Frogfoot.

Tampoco se debe confundir a los cazas de ataque con los bombarderos, ya que éstos últimos poseen objetivos y misiones diferentes. Los bombarderos atacan objetivos relativamente grandes, no necesariamente en tamaño pero sí en importancia estratégica, y comúnmente vuelan desde bases lejanas y a gran altura, para evitar radares y defensas anti-aéreas, ya que son relativamente lentos, grandes y vulnerables; en cambio, los cazas de ataque se ocupan de objetivos más pequeños, es decir, tácticos, y operan desde el mismo teatro de operaciones en misiones a baja cota, combatiendo a quemarropa contra las defensas del enemigo. Por lo tanto, deben estar equipados con un fuerte blindaje tanto en el fuselaje como en los motores, armas inteligentes que puedan ser colocadas con precisión al primer disparo, equipos de contramedidas electrónicas para ser menos vulnerables a las armas enemigas y potentes motores que puedan volar bajo y lento cuando sea necesario (para identificar y apuntar a los objetivos) y que sean capaces de soportar el peso extra de armas y combustible.

En conclusión, lo que define a un avión de ataque es que su principal misión (aunque no sea la única) es el ataque a objetivos en superficie. Se trata de aparatos capaces de ejecutar misiones imposibles para los demás.

Ejemplos de aviones de ataque:

Contra-insurgencia o contraguerrilla: IA-58 Pucará, OV-10 Bronco.

Aviones de ataque puro: A-1 Skyraider, A-10 Thunderbolt, Su-25 Frogfoot.

Aviones especialistas en ataque, pero que conservan capacidades de caza: F-15E Strike Eagle, Panavia Tornado IDS.

 
 
 Bombarderos
 
Los bombarderos son aviones diseñados para transportar una carga bélica determinada y lanzarla sobre un objetivo, ya sea en tierra o en el mar, teniendo muchas veces para ello que adentrarse en espacio aéreo dominado por el enemigo, que empleará los medios antiaéreos y los aviones caza de su sistema de defensa para evitar el ataque.

Los bombarderos están dotados de bodegas y/o puntos de anclaje externos donde transportan la carga que puede ser bombas o también misiles crucero, y deben contar con medios para apuntar el lanzamiento, estos pueden ser ópticos o electrónicos.

Los bombarderos no se diseñaron para enfrentarse directamente con otras aeronaves y se clasifican de acuerdo con la capacidad en peso en armas que pueden transportar. Así, se distinguen bombarderos ligeros, medianos y pesados, de acuerdo con designaciones muchas veces arbitrarias. Conjugando la capacidad de transporte con el alcance, se puede además clasificar a los bombarderos como convencionales o estratégicos, estos últimos cuando suponen una amenaza para una nación potencialmente enemiga, convirtiéndose en un elemento disuasorio de primer orden.

 Aviones de caza
 

Se denominan "caza" o "caza-interceptores" a aquellas aeronaves concebidas, diseñadas, equipadas, armadas y utilizadas para la búsqueda y destrucción de las aeronaves del enemigo, así como para la defensa del espacio aéreo propio.

Un avión caza es, en realidad, el último eslabón del sistema de defensa aérea de un determinado país, el cual comienza en el Estado Mayor de su fuerza aérea y abarca todos los medios de detección y neutralización de la amenazas que puedan presentarse en el espacio aéreo propio. De ahí la denominación, ya que su función es "cazar" a otras aeronaves.

Los aviones caza tienen la función de desplegarse para defender puntos estratégicos en caso de que el enemigo envíe sus aviones para atacarlos. Por tanto, es esencial que entre sus características figure poder emplear pistas de reducidas dimensiones; poseer potencia suficiente para ganar altura en poco tiempo, así como una gran velocidad final; poseer agilidad y maniobrabilidad para el combate cercano; contar con medios electrónicos (como el radar) para detectar y poder atacar al adversario; y, por último, tener la capacidad de portar y disparar munición para el combate aire-aire.

El avión de caza es el encargado de patrullar el espacio aéreo propio en las llamadas CAP (Combat Air Patrol, del inglés: Patrulla Aérea de Combate) y del dogfight, término que en inglés significa literalmente "pelea de perros", y que hace referencia al combate cerrado entre aviones. Aquí conviene diferenciar entre los aviones caza-interceptores "livianos" y los "pesados". Los primeros son más pequeños y livianos, ya que su misión principal consiste en defender el espacio áereo propio (Mirage III, BAC Lightning, MiG-23, F-102, F-106,etc.), mientras que los segundos deben adentrarse en el espacio aéreo del enemigo para arrebatárselo, por eso se los llama también cazas de superioridad aérea (Su-27, F-22).

Ejemplos de aviones caza-interceptores son: F-102, F-106 Delta Dart, Mirage IIIC (no confundir con la versión IIIE), BAC Lightning, F-14 (aunque la Armada de los Estados Unidos lo equipó luego con bombas), F-15, F-22 (actualmente redesignado "F-22A" ya que se le agregó la capacidad de portar bombas), MiG-23, Su-27, etc.

Como se ve, la mayoría de las veces tanto los fabricantes como los gobiernos clientes de los mismos, terminan optando por los cazabombarderos, debido a su mayor relación costo-beneficio.


Airbus (de pasillo estrecho)


El Airbus A380 es el avión comercial con mayor cantidad de
plazas de la historia, superando al mítico Boeing 747 tanto en
capacidad como en confort.

Tipo avión comercial
Fabricante Airbus S.A.S.
Primer vuelo 27 de abril de 2005
Introducido previsto para 2007
Estado en pruebas
Construidos 5 en 2006
Coste unitario 250 millones de EUR

Diseño

El nuevo Airbus se ofrece en dos diferentes versiones. La versión
A380-800 tendrá dos pisos completos, con capacidad de 555 pasajeros
en tres clases o será capaz de llevar hasta 853 pasajeros en una
configuración económica de clase única. Se espera que la autonomía
del modelo -800 sea de 15.800 km (8.000 millas náuticas). El segundo
modelo, el A380-800F dedicado a carga, podrá transportar 150 toneladas
de carga con autonomía de 10.400 km (5.600 millas náuticas).

El A380-900 es uno propuesto para hacerlo más largo, algo que
originalmente está preparado desde que se diseñaron las alas del A380.


Comparación del Hughes H-4 Hercules Spruce Goose, el Boeing 747, el Airbus A-380 y el Antonov An-225, los aviones más grandes del mundo.

Historia

La presentación oficial se realizó a las 11:00 horas del 18 de enero de
2005, en el hangar de ensamblaje final del A380. El acto, al que
asistieron más de 5.000 invitados, contó con la presencia de Jacques
Chirac, Gerhard Schröder, Tony Blair y José Luis Rodríguez Zapatero, en
representación de los cuatro países socios de Airbus y cofinanciadores del
proyecto.


Presentación oficial del AirBus A380.

El primer vuelo fue el día 27 de abril de 2005 con origen y destino el
aeropuerto de Toulouse. El vuelo tuvo una duración de 3 horas y 53
minutos. Los únicos pasajeros que llevó fueron los componentes de la
tripulación; dos pilotos y cuatro ingenieros que también incluían 20
toneladas de instrumentos de vuelo y lastre. El peso total en el despegue
fue de 421 toneladas, aproximadamente un 75% de su peso máximo
para despegues comerciales. Este fue el despegue más pesado de la
historia de un vuelo comercial.


El A380 despegando por primera vez el 27 de abril de 2005.

El 29 de octubre siguiente el A380 aterrizó por primera vez en un
aeropuerto internacional, el de la región Rin-Meno (Fráncfort del Meno),
con el fin de cumplir una serie de ensayos indispensables para obtener su
permiso de vuelo.

El 10 de enero de 2006 el A380 realizó su primer vuelo trasatlántico, con
destino al Aeropuerto de Rionegro, Colombia, cerca a Medellin, donde
lleva a cabo pruebas técnicas de sus motores.

El 4 de septiembre de 2006 el A380 realizó un vuelo de prueba con 474
pasajeros a pesar de que este tipo de vuelos no forman parte de las
condiciones necesarias a la certificación técnica del avión.

Características


El inmenso tamaño del A380 se mostró en el Paris Air Show de 2005.

La aeronave, que mide 73 metros de largo, 79,75 metros de envergadura
y 24,1 metros de altura, tiene capacidad para 555 pasajeros en su
versión estándar y hasta 850 en configuraciones con todos los asientos
en clase turista. Su peso máximo al despegue es de 540 toneladas. Tiene
dos pisos en toda su longitud, cada uno con dos pasillos, y conectadas
entre sí por dos grandes escaleras.

Para reducir el peso del avión se ha decidido construir toda su parte
trasera con un compuesto de fibra de carbono, un material mucho más
ligero que el aluminio.

El proyecto del A380 representa una inversión superior a los 10.000
millones de euros y entrará a competir directamente con el Boeing 747.
Su entrada en servicio estaba prevista para el segundo trimestre de 2006
pero su construcción sufrió tres retrasos consecutivos, que postergan la
entrega del primer superavión a octubre de 2007, 20 meses después de
la fecha inicial prometida al primer cliente, la compañía Singapore
Airlines. Se han producido ciertas dificultades en el desarrollo del Airbus
A380, y su construcción ha sufrido aplazamientos debido a la complejidad
de su entramado eléctrico, hasta 500 kilómetros de cables por avión, y al
difícil ensamblado de los diversos elementos fabricados por las empresas
del grupo. Según la propia Airbus, los aplazamientos han generado unas
pérdidas financieras estimadas en 2.800 millones de euros hasta 2010.

El 3 de octubre de 2006, Christian Streiff, consejero delegado de Airbus,
da a conocer un amplio plan de reestructuración, denominado "Power8",
destinado a ahorrar 2.000 millones de euros anuales, incrementar la
productividad en un 20% y subcontratar operaciones a empresas del grupo EADS y a firmas de China y Rusia.

La fabricación

Ensamblado en una nueva planta de Airbus en Toulouse, inaugurada en
mayo de 2004. La nueva fábrica, construida en dos años en una nueva
área industrial de 220 hectáreas junto al aeropuerto de la ciudad, estará
dedicada totalmente al A380. Su hangar central tiene 490 metros de
largo, 250 de ancho y 46 de alto, y en su construcción se utilizaron
36.000 toneladas de acero.

A la planta de ensamblaje de Toulouse llegan elementos y piezas de 16
fábricas de Airbus en Alemania, Francia, Reino Unido y España.

Las plantas de producción del A380 en España se encuentran en Getafe
(Madrid), Puerto Real (Cádiz) e Illescas (Toledo).

Motores

Los motores representan más del 20% del costo total del A380.

Al igual que los demás fabricantes de aeronaves, Airbus vende a las
aerolíneas sus aviones civiles con la posibilidad de instalar motores de
fabricantes distintos. El A380 puede montar motores de la serie Trent 900
de Rolls-Royce o de la serie GP 7200 de Engine Alliance (compañía a
partes iguales entre General Electric y Pratt & Whitney), todos de tipo turbofan.

Órdenes de Entrega


Cerca a la cabina se podían ver los logotipos de las compañías que habían ordenado el A380 antes de junio de 2005.

Las primeras unidades se entregarán a las aerolíneas a partir de finales
de 2006. Airbus cuenta ya con pedidos de 16 aerolíneas (abril 2006),
cuyo precio unitario de lista es de 250 millones de EUR, aunque el precio
real final pocas veces es desvelado y depende de los acuerdos de
compra con cada una de las aerolíneas adquirentes, variando por
parámetros de configuración y por descuentos por volumen de compra o
por ser de los primeros compradores.

El primer avión será entregado a Singapore Airlines.

Varios aeropuertos han aumentado su tamaño para recibir al avión:
Fráncfort del Meno, Heathrow en Londres, el Aeropuerto Internacional
John F. Kennedy de Nueva York, el de Tokio, Seúl, Hong Kong y Singapur.


Presentacion del Airbus A380 en el AirShow de Paris.














Subpáginas (1): Binter
Comments