libro

Pero Tafur viajó, quizá, sólo para poder hacer luego memoria de su viaje. ¿Sólo por escribirlo? Aun ignorándolo, el destino de todo escritor es quizá haber vivido para convertirse en libro. Bien lo indica Jaime Gil de Biedma cuando nos confiesa que, antes que poeta, quiso ser poema. Más que viajero, el caballero Pero Tafur quiso ser viaje: quiso ser el libro que nos cuenta el viaje de Pero Tafur.

Los raros. Barcelona: Editorial Planeta, 1985: 105