CANCIONES DE CORRO O RUEDA



      


Juegos de corro o rueda, donde los niños se dan la mano y giran acompasados por ritmos , canciones, diálogos, gestos, posturas etc.
    Estos juegos, eran en general, de niñas ,aunque a veces participaran los niños. Son muchos y variados.

 

- LA VIUDITA DEL CONDE LAUREL -

 

Los niños forman un círculo tomados de la mano. Una niña la hace de viudita, y queda fuera de la ronda. Los niños giran y cantan:

Vídeo de YouTube


Hermosa doncella

que al prado vinis

a coger las rosas

de mayo y abril.

Se detienen y la viudita entra a la ronda cantando:

Yo soy la viudita

del conde Laurel,

que quiero casarme

y no sé con quién.

Los de la ronda hacen una reverencia y contestan cantando:

Pues siendo tan bella

no hallaste con quién,

elige a tu gusto

aquí tienes cien.

La viudita recorre el círculo corriendo y se detiene delante de la compañera que prefiere y canta:

Elijo a esta niña

por ser la más bella,

la blanca azucena

de todo el jardín.

Se toman del brazo y salen, mientras las demás cantan para terminar.

Y ahora que hallaste

la prenda querida,

feliz a su lado

pasarás la vida.

 



-LA CHATA MERENGUELA-



La chata Merenguela,

güi, güi, güi,

como es tan fina,

trico, trico, tri,

como es tan fina,

lairón, lairón,

lairón, lairón, lairón,

lairón,

Se pinta los colores,

güi, güi, güi,

con gasolina,

trico, trico, tri,

congasolina,

lairón, lairón,

lairón, lairón, lairón,

lairón.

 

Y su madre le dice:

güi, güi, güi,

—Quítate eso,

trico, trico, tri

Quítate eso,

lairón, lairón,

lairón, lairón, lairón,

lairón,

 

Que va venir tu novio,

güi, güi, güi,

a darte un beso,

trico, trico, tri,

a darte un beso,

lairón, lairón,

lairón, lairón, lairón,

lairón.

 

—Mi novio ya ha venido,

güi, güi, güi,

ya me lo ha dado,

trico, trico, trí,

ya me lo ha dado,

lairón, lairón,

lairón, lairón, lairón,

lairón.

 

Y me ha puesto el carrillo

güi, güi, güi

 muy colorado

trico, trico, trí,

muy colorado

lairón, lairón,

lairón, lairón, lairón,

lairón

 

 

-SAN PANTALEÓN-

 

Para este juego de corro, una niña que hace de reina se coloca en el medio. Las demás niñas cantan. La niña, que hace de reina, señala a una  de las otras, ésta se gira de espaldas. Una vez colocadas así el juego continúa, dándose por acabado cuando todas están de espaldas.

 

San Pantaleón
qué, ¿cuántas son?
Veinticinco y el capón,
herradura
para la mula;
coche de oro
para el moro;
coche de plata
para la infanta;
cucurrucucú
que te vuelvas tú.

 

-ARRIÓN-

 

Canción infantil, que cantan los niños en el parque, mientras juegan al corro.

"El mayor peligro de engañar a los demás está en que uno acaba inevitablemente, por engañarse a sí mismo."


Tanto reloj de oro,

 tanta cadena,

 luego van a su casa

 y allí no hay cena.

 

Arrión, tira del cordón Valencia,
¿dónde vas, amor mío,
sin mi licencia?

 

Tanto pañuelo blanco,
tanta parola,
y el puchero en la lumbre
con agua sola.


Alirón, tira del cordón,
cordón de la Italia,
¿dónde vas, amor mío,
que yo no vaya?

 

Tanto jugón de seda,

tanto equipaje

sin tener una silla

 dende sentarse.


Arrión, tira del cordón,
cordón si vas a Valencia,
¿dónde vas, amor mío,
que yo no vaya?

 

Tanta media calada

tantos chapines

y el padre sin sombrero,

ni calcetines.

 

Arrión, tira del cordón,
cordón si vas a Valencia,
¿dónde irás, amor mío,
que yo no vaya?

 

 

-RATÓN QUE TE PILLA EL GATO-

 


(Se hace un coro con los niños que se dan la mano.

Un niño hace de gato y otro de ratón.

Dentro del coro está el gato.

Fuera hay otro niño que hace de ratón.

El ratón sale y entra corriendo entre los huecos de los brazos unidos de los niños y el gato va detrás.

Mientras los del corro cantan esta canción:

 

“Ratón, que te pilla el gato

Ratón, que te pilla el gato,
ratón, que te va a pillar.
Si no te pilla esta noche,
mañana te pillarà”.

 

Cuando el gato consigue atrapar al ratón acaba el juego. El juego vuelve a empezar con un ratón y un gato diferentes).

 

 

-FACUNDO-

 

(Para jugar al corro no había número limitado de niños/as y cuantos más eran más graciosos eran los resultados.

En este juego era necesaria la canción.

Con mucha frecuencia el corro no se limitaba a dar vueltas, e una introducía mímica exigida por la canción, como es la que nos ocupa).

 

Por la carretera sube
¿quién sube? ¿quién suuuube?
Facundo con un farol
Facundo con un farol.
En busca de los civiles,
civiles, civiles;
que en su casa
hay un ladrón.

Qué le roban lo cristales,

cristales de su balcón.

Al bajar por la escalera,

Facundo de desmayó,

y del golpe que se ha dado,

 se ha quedado sin farol.

Y aquí termina la historia

de Facundo y su farol.

 

- EL PATIO DE MI CASA –



 

(Los niños se colocan en círculo y uno de ellos en el centro. Al comenzar la canción todos avanzan hacia la derecha y al decir “agáchate” los del círculo se agachan. Al decir “hache, i...” todos se paran y tocan palmas al ritmo de la canción mientras el que está en el centro se coloca las manos en la cintura y va poniéndose delante de cada uno de ellos hasta que se termina la canción, parándose en ese momento delante de uno de los niños. Entonces, este niño pasa al centro y se repite la canción).


 

El patio de mi casa

 es particular,

cuando llueve se moja

como los demás.

Agáchate

y vuélvete a agachar,

que las agachaditas

no saben bailar.

 

H, I, J, K,

L, M, N, A,

que si tú no me quieres,

otro amante me querrá.

Chocolate, molinillo

corre, corre, que te pillo.

A estirar, a estirar,

que el demonio va a pasar.


-        ME CASÓ MI MADRE –    


http://www.box.net/shared/lgjp7tl2dv

YouTube - Me casó mi madre(Nuestro Pequeño Mundo)


Esta es otra bella canción del folklore castellano, que habla un poco sobre aquella vieja costumbre del casamiento por conveniencia que tanto se practicaba en el medio rural (también entre la burguesía y la aristocracia, fuera rural o urbana: es decir, caciques o burgueses): una de las expresiones más duras se puede encontrar en el teatro de Lorca, Bodas de sangre, en la que la madre le dice a otro hombre algo así como "casemos a tu hija y a mi hijo para que tengan muchos brazos para arar la tierra": realmente, ¿hablan de personas o de mulas?

La canción, como todas las canciones del folklore, tiene multitud de versiones y variantes. En este blog,  encontramos dos versiones, cada una interpretada por dos grandes grupos folklóricos castellanos: Nuevo Mester de Juglaría y Nuestro Pequeño Mundo.

Muy conocido en toda la meseta es este romance, de corro, conocido también con el nombre de “La mal casada” y cuyo tema fundamental es el de la mujer engañada. Digno de destacar es el estribillo intercalado que prolonga la duración del canto  ay, ay, ay que  prolonga el lamento de la niña obligada a un catastrófico casamient

Me casó mi madre chiquita y bonita
con unos amores que yo no quería.
La noche de novios entraba y salía,
Le seguí los pasos por ver dónde iba,
y le veo que entra en “cá” su querida.


Me puse a escuchar a ver que decían

y oigo que le dice: ”Palomita mía

a ti he de comprarte sayas y mantillas
y a la otra mujer, palo y mala vida”

Me fui para  casa, triste y afligida,

púseme a cenar, cenar no podía;
me puse a coser, coser no podía;

me asomé al balcón por ver si venía.

Ya escuché sus pasos por la calle arriba.

Llegóse a la puerta, llamando decía.
Ábreme la puerta: - Abre vida mía,
que vengo cansado de ganar la vida.”
Tú vienes traidor, de ver tu querida.

 

(Al final de cada verso “¡Ay ay ay!”)


- DONDE VAS ALFONSO XII -



En 1878, a raíz de la muerte de la reina Mercedes, la joven sevillana de dieciocho años, las niñas cantaban en las calles esta letra.
Al terminar cada estrofa, uno de los niños se vuelve de espaldas y sigue girando el corro en esta posición. Al final de cada estrofa otro niño se gira de espaldas hasta que todos los niños están mirando hacia afuera. Entonces empieza a girarse mirando hacia el centro hasta terminar el romance.


(NUEVO MESTER DE JUGLARÍA)

Vídeo de YouTube


De los árboles frutales
me gusta el melocotón,
Y de los reyes de España
Alfonsito de Borbón

¿Dónde vas Alfonso XII
donde vas triste de ti!.
Voy en busca de Mercedes,
que ayer tarde no la vi.

 

Si Mercedes  ya está muerta
muerta está, que yo la vi.
Cuatro duques la llevaban
por las calles de Madrid

Su carita era de rosa,

sus manitas de marfil:

y el velo que la cubría

era un rico carmesí.

 

Los zapatos que llevaba
eran de un rico charol,
regalados por Alfonso
el día que se casó.

Los faroles del Palacio
ya no quieren alumbrar
porque se ha muerto Mercedes
y luto quieren llevar.

Llora , llora, Alfonso XII

y no dejes de llorar

que reina como Mercedes

no volvieras a casar.



 -AL LEVANTAR UNA LANCHA -

(música AlfonsoXII)


Al levantar una lancha

una jardinera vi.

—De las flores que tú llevas,

dime cuál es la mejor,

dime cuál es la mejor.

—La mejor es una rosa

que se viste de color,

del color que se la antoja

y verde tiene la hoja,

y verde tiene la hoja.

Tres hojitas tiene verdes

y las demás encarnadas,

por eso a ti te escojo

por ser la más resalada,

por ser la más resalada.


-        CANCIÓN DE CORRO PARA PLANTAR PRIMAVERAS –

 

La manos unidas,

que el mundo es redondo.

 

En medio la plaza

formemos un corro

donde bailaremos

con gran alboroto.

Piratas, dragones,

soldados de plomo,

princesas de oriente,

gigantes y monstruos.

 

La manos unidas,

que el mundo es redondo.


 

Que vengan con ellos

Charlot y Pinocho,

El Gordo y El Flaco,

fantoches y locos.

 

Que todos los títeres

se sumen al corro.

Y agrandes zancadas,

también venga Groucho.

 

La manos unidas,

que el mundo es redondo.

 

Gira que te gira,

danzantes añosos

el sol y la luna

jueguen con nosotros.

Nadie pierda el ritmo

de este baile hermoso.

Pequeños y grandes,

en el caben todos.

 

La manos unidas,

que el mundo es redondo.

 


MI ABUELO TENÍA UN HUERTO

(Canción de corro)

Los abuelos son de los miembros de la familia más importantes para los niños. No sólo son muy buenos canguros, sino que además suelen ser los familiares más queridos por los niños después de los padres.

 

Además, casi siempre tienen más tiempo que los padres y pueden dedicarse a contar cuentos, jugar o pasear con sus nietos.



Mi abuelo tenía un huerto,
mi abuelo tenía un huerto,
que criaba muchos nabos, tralará,
que criaba muchos nabos, tralará,
que criaba muchos nabos.

También tenía un borrico (bis)
que llevaba al mercado, tralará, (bis)
que llevaba al mercado.

Pero en medio del camino (bis)
le salieron los gitanos, tralará, (bis)
le salieron los gitanos.

Le robaron el borrico (bis)
y le dejaron los nabos, tralará, (bis)
y le dejaron los nabos.


A PASAR EL TRÉBOLE

A lo alto y a lo bajo
Y a lo ligero
A lo alto y a lo bajo
Y a lo ligero 
Al uso de mi tierra (bis)
Toco el pandero (bis).
A pasar el trébole (bis)
A pasar el trébole
La noche de San Juan.
A pasar el trébole (bis)
Al pasar el trébole
Los mis amores van.
Qué quieres que te traiga
Si voy a Madrid. 
Qué quieres que te traiga
Si voy a Madrid. 
No quiero que me traigas (bis)


-MUERTE DE PRIM-

 

(Canción de corro)

En diciembre de 1.870 Prim murió en un atentado en la calle del Turco, en Madrid.

El hijo mayor promete vengar la muerte de su padre.

 

 “En la calle del Turco / le mataron a Prim

sentadito en el coche / con la guardia civil.

Con la guardia civil / con la guardia rural

a las diez de la noche / en el palacio real.

Cuatro tiros le dieron / a boca de cañón.

Cuatro tiros le dieron / en mitad el corazón.

El día dos de enero / le dijeron a Prim:

- Retírese usted al campo/ que le quieren herir.

— Si me quieren herir / que me dejen hablar,

para entregar las armas / al otro general.

     Por la escalera abajo, / baja el hijo mayor

     quien ha sido el infame / qué a mi padre mató.

Y aunque soy chiquitito / y no tengo la edad,

la muerte de mi padre, / la tengo que vengar.

 

-MI CAPITA-


Las  chicas, más que los chicos, preferían este juego.

Juegos de corro o de rueda, donde los niños se dan la mano y giran acompasados por ritmos , canciones, diálogos, gestos, etc.

Es muy difícil precisar dónde nacieron tantas y tan bonitas canciones,

porque se entonan en la mayoría de los pueblos de Castilla y España.

Son muy conocidas las siguientes canciones que las abuelas transmitieron a sus hijas,que a su vez transmitieron a las suyas.

 

¡Ay!, capita mía que anoche la jugué.

¡Ay!, señor amo que donde dormiré.

Ya te he dicho mozo, que duermas en el pozo.

¡Ay!, señor amo que todo me mojo.

 

¡Ay!, capita mía que anoche la jugué.

¡Ay!, señor amo que donde dormiré.

Ya te he dicho mozo, que duermas con las mulas.

¡Ay!, señor, amo si tienen muchas pulgas.

 

¡Ay!, capita mía que anoche la jugué.

¡Ay!, señor amo que donde dormiré.

Ya te he dicho mozo, que duermas con la moza.

¡Ay!, señor amo, si es muy legañosa.

 

¡Ay!, capita mía que anoche la jugué.

¡Ay!, señor amo que donde dormiré.

Ya te he dicho mozo, que duermas con el ama.

¡Ay!, señor amo, si usted me dejara.



TENGO UNA MUÑECA


Puede cantarse en corro saltando o caminando en una dirección cada estrofa.

Permite la escenificación imitando con gestos lo que se narra en la canción.

Pertenece a la serie de canciones mal acentuadas al hacer aguda la palabra “vestidá” que normalmente es grave o llana.

Se pueden inventar otros textos y añadirlos a la canción.



Tengo una muñeca

vestida de azul

con su camisita

y su canesú.

 

La saqué a paseo

se me constipó;

la tengo en la cama

con mucho dolor.

 

Dos y dos son cuatro,

cuatro y dos son seis,

seis y dos son ocho

y ocho dieciséis,

 

y ocho veinticuatro,

y ocho treinta y dos.

¡Ánimas benditas

me arrodillo yo!


-MORITO PITITÓN-

 

  Morito Pititón.


(Clicar para escuchar la canción)

El canto del milano se llama esta canción;

se canta en el invierno del ronco viento al son.

Perejil don don, perejil don don, las armas son

del nombre virulí, del nombre virulón.

 

Morito pititón, del nombre virulí,

arrevuelto con la sal, la sal y el perejil

perejil don don, perejil don don, las armas son

del nombre virulí, del nombre virulón.

 

Al tío Tomasón le gusta el perejil,

en invierno y en abril más con la condición,

Perejil don don, Perejil don don.

la condición

que llene el perejil

la boca de un lechón.

 

Se ufana Melitón, el vago del lugar
que jamás anís catar, más cuando no lo ven
Perejil don, don, perejil don, don,

la condición
se sopla sin chistar,

mil trascas de Chinchón



-ARROYO CLARO-

ESCOLANIA DE LAREDO arroyo claro
 

Canción de corro 

La música ha formado parte de nosotros. Quién no tiene asociada una canción o un cantante a momentos importantes de su vida. Yo precisamente recuerdo este “Arroyo Claro”, como una de esas canciones infantiles que no se porque motivo siempre la he tenido en mi pensamiento.

 


Arroyo claró,

fuenté serena,

quién te lavó el pañuelo

saber quisiera.

—Me lo ha lavado,

una serrana

en el río de Atocha

que corre el agua.

Una lo lava,

otra lo tiende

otra le tira rosas

y otra claveles.

 

LAS HIJAS DE MERINO

LAS HIJAS DE MERINO Escucha un fragmento

 

También conocida por "MI PAPÁ TIENE UN PERAL" es una canción de corro.

Papá, si me dejas ir

un poquito a la alameda

con las hijas de Merino,

que llevan rica merienda.

Al tiempo de merendar

se perdió la más pequeña.

 

Calle arriba, calle abajo,

calle de Santo Tomás,

la encontraron en un huerto

hablando con su galán;

las palabras que decía:

contigo me he de casar.

 

Mi papá tiene un peral

que da las peras muy finas,

y en la ramita mayor

se crían las golondrinas.

Por el pico echaban sangre

y con las alas decían:

Qué tontas son las mujeres,

que de los hombres se fían

aunque cojan el garrote

y les rompan las costillas.

 

A los hombres, calabazas,

y a las mujeres, rosquillas,

y a los chicos de quince años

unas pocas de natillas

de esas que cagan los perros

por las calles de Sevilla.

 

-ROMANCE DE LA HERMANA CAUTIVA-

 

Este romance fronterizo o morisco es uno de los más difundidos en la tradición oral: “Una joven cautiva es liberada  por un caballero, que resulta ser su hermano”. Esta temática es muy frecuente encontrarla en nuestros romances.

 



Juglares 2007 Teruel medieval 4

(Clicar para escuchar la canción)

El día de los torneos,
pasé por la morería,
y vi una mora lavando
al pie de la fuente fría.

 

"Apártate, mora bella;
apártate, mora linda;
deja que beba el caballo
esta agua cristalina."

 

"No soy mora, caballero,
que soy cristiana cautiva;
me cautivaron los moros
el día de Pascua Florida."

 

"¿Te quieres venir conmigo?"
"De buena gana me iría;
mas los pañuelos que lavo,
¿en dónde los dejaría?"

 

"Los de seda y los de Holanda,
aquí, en mi caballo, irían;
y los que nada valieren
la corriente llevaría."

 

La hizo subir al caballo
y a su casa la traía.
Al pasar por la frontera
la morita se reía.

 

"¿De qué te ríes, mora bella?
¿De qué te ríes, morita?"
"Me río al ver esta tierra,
que es toda patria mía."

 

Al llegar a aquellos montes
ella a llorar se ponía.
"¿Por qué lloras, mora bella?
¿Por qué lloras, mora linda?"

 

"Lloro porque en esos montes
mi padre a cazar venía
"¿Cómo se llama tu padre?"
"Mi padre, Juan de la Oliva."


¡Virgen Santa lo que oigo!
¡Virgen sagrada María!

Pensaba traer mujer
y traigo una hermana mía."


"Abra usted, madre, las puertas,
ventanas y celosías,
que aquí le traigo la rosa
que lloraba noche y día." 



 -VAMOS A CONTAR MENTIRAS-

Vídeo de YouTube



Mentir está muy feo, pero que muy muy feo!!!

 


Ahora que vamos despacio, (bis)
vamos a contar mentiras, tralará, (bis)
Vamos a contar mentiras.

Por el mar corren las liebres, (bis)
por el monte las sardinas, tralará, (bis)
por el monte las sardinas.

Yo salí de un campamento (bis)
con hambre de tres semanas, tralará, (bis)
con hambre de tres semanas.

Me encontré con un ciruelo (bis)
cargadito de manzanas, tralará, (bis)
cargadito de manzanas.

Empecé a tirarle piedras (bis)
y caían avellanas, tralará, (bis)
y caían avellanas.

Con el ruido de las nueces (bis)
salió el amo del peral, tralará, (bis)
salió el amo del peral.

Chiquillo no tires piedras (bis)
que no es mio el melonar, tralará, (bis)
que no es mio el melonar.

Que es de una foncarralera (bis)
que vive en El Escorial, tralará, (bis)
que vive en El Escorial.


EL BAILE DE LA CARRASQUILLA


Vídeo de YouTube



Canción de la rueda a ritmo de jota.

Este baile de la carrasquilla
Es un baile muy disimulado,
Que hincando la rodilla izquierda
Todo el mundo se queda parado.

A la vuelta, la vuelta Madrid
Que este baile no se baila así,
Que se baila de espaldas, de espaldas
Mariquilla menea esa falda.

Mariquilla, menea esos pies
Y a la vuelta se da un puntapié,
En mi pueblo no se estila eso
Que se estila un abrazo y un beso.





LOS CORDONES

Pueden participar niños y niñas desde 7 años.

Se hacen dos corros de personas, uno dentro del otro y al ritmo de la canción se va entrando y saliendo en forma de ocho.


Vídeo de YouTube



Los cordones que tú
me dabas
ni eran de seda
ni eran de lana,
ni eran de lana
ni eran de seda.
Todos me dicen
que no te quiera.


Eres buena moza sí,
cuando por la calle vas
eres buena moza sí,
pero no te casarás,
carita de serafín,
pero no te casarás
porque me lo han
dicho a mí.


 


MARGARITA TIENE UN GATO



 

Una, dos, tres y cuatro

Una, dos, tres y cuatro,
Margarita tiene un gato,
lo lava, lo peina,
y le manda a por tabaco.

   


 

- DESDE CHIQUITITA ME QUEDÉ -





Desde chiquitita me quedé,
algo resentida de este pie,
y aunque el andar es cosa muy bonita
disimular que soy una cojita.
Y si lo soy, lo disimulo bien.
Corre, corre, que te doy un puntapié.
Que se lo dé, que se lo dé.

 

 

 

MONJITA DEL MONASTERIO

 

Este romance, que se canta como juego de corro, trata de una monja con vocación de casada. a la que obligan sus padres a ingresar en el convento.

 
Yo me quería casar
con un mocito barbero

y mis padres me querían
monjita del monasterio.
Una tarde de verano
me sacaron de paseo,
y al revolver una esquina
había un convento abierto.
Salieron todas las monjas,
todas vestidas de negro,
me cogieron de la mano
y me metieron adentro.
Me empezaron a quitar
los adornos de mi cuerpo,
pulseritas de mis manos,
anillitos de mis dedos,
pendientes de mis orejas,
gargantilla de mi cuello,
mantilla de tafetán
y jubón de terciopelo.
Lo que más sentía yo,
lo que más sentía yo
era mi mata de pelo,
era mi mata de pelo.
Vinieron mis padres
con mucha alegría,
me echaron el manto
de Santa María.
Se fueron mis padres
con mucha tristeza,
me echaron el manto
de Santa Teresa.
Vinieron las monjas
con mucho fervor,
me echaron el manto
de la Concepción.
Si voy a la torre
toco la campana,
dice la abadesa
que soy holgazana.
Si voy a la huerta
corto el perejil,
dice la abadesa
que eso no es así.
Entre los árboles
y entre las flores
hay muchos nidos
de ruiseñores.






- A TAPAR LAS CALLES -


En este juego de corro pueden participar todos los niños/as que quieran.

Los niños cogidos de la mano, estirados lo más posible de forma que cubran el ancho de la calle o el largo del patio o la sala, van cantando la canción a la vez que van caminando; al final se arrodillan, se levantan y comienza de nuevo.

 

A tapar la calle,
que no pase nadie.
Que pase mi abuelo
comiendo buñuelos.
Que pase mi abuela
comiendo ciruelas.
Que pase mi tía
comiendo sandía.
Que pase mi hermana
comiendo manzana.

 

 

 - A TAPAR LAS CALLES -

 

"A tapar las calles pa que no pase nadie.

Si pasa María a ponernos de rodillas,

si pasa Jesús a besar la cruz."

 

Esta canción la cantaban los niños cogidos de la mano, tapando la calle, poniéndose de rodillas y besando el suelo siguiendo el desarrollo de la pieza.


- A TAPAR LA CALLE  -


Versión 1

A tapar la calle,
que no pase nadie,
sólo mi abuelita
comiendo papas fritas,
sólo mi abuelo
comiendo buñuelos.

Versión 2

Vamos tapando la calle
para que no pase nadie
nada más que mis abuelos
vendiendo buñuelos.
Maravilla, maravilla
que se hinquen de rodillas.
A este niño que está aquí
cómo lo pondremos,
el niño de la cruz.

Versión 3

A tapar la calle
Que no pase nadie
Sólo mis abuelos
Comiendo buñuelos,
Sólo mi familia
Comiendo tortilla.
Maravilla, maravilla,
Que se caigan de rodillas.

Versión 4

A tapar la calle
que no pase nadie,
que pase mi abuelo
comiendo buñuelos,
que no pase nadie
comiendo tortilla.
Que me caigo,
que me caigo,
que me caigo de rodillas.

 


 - LAS MURALLAS -




Ay, qué murallas tan altas,

ay, qué murallas tan altas,

ay, qué remansos de nieve,

ay, qué niña tan bonita

dichoso el que se la lleve

olé con olé morena,

dichoso el que se la lleve.

 

Arrodea, arrodea, si vas por leche,

yo también arrodeo, niña por verte,

niña por verte, niña por verte,

arrodea, arrodea si vas por leche.

 

Ventana de oro y ventana (bis)

de plata los travesaños,

la dama que cierra y abre

no tiene veintidós años,

olé con olé morena

no tiene veintidós años.

 

A tu madre la he visto en el río lavar,

y a mí me ha parecido la sirena del mar

la sirena del mar, la sirena del mar.


- LOS REYES DE LA BARAJA -

 

Ésta es una de las canciones republicanas de la guerra civil española

recopilada y armonizadas por el poeta Federico García Lorca).



Si tu  madre quiere un rey,
la baraja tiene cuatro:
rey de oros, rey de copas,
rey de espadas, rey de bastos.

 

Corre que te pillo,
corre que te agarro,
mira que te lleno
la cara de barro.

 

Del olivo
me retiro,
del esparto
yo me aparto,
del sarmiento
me arrepiento
de haberte querido tanto.

 

Corre que te pillo,
corre que te agarro,
mira que te lleno
la cara de barro.


 - EL CORRO CHIRIMBOLO -

 

Los jugadoresse sitúan cogidos de la mano formando un corro e irán eirán girando mientras catan la canció.


 

El corro chirimbolo

¡qué bonito es!

Un pie

otro pie.

Una mano,

otra mano.

Un codo,

otro codo.

La nariz…

y el morro.


 

- QUE LLUEVA, QUE LLUEVA -



Vídeo de YouTube

Que llueva, que llueva,

la Virgen de la cueva

los pajaritos cantan

las nubes se levantan,

que sí, que no,

que caiga el chaparrón,

que toquen los tambores

porro, porrón pon, pon,

que rompan tus cristales

y los míos no.

 



  - AL CORRO DE LA PATATA -



 Al corro de la patata

Comeremos ensalada,

Lo que comen los señores,

Naranjitas y limones.

¡Alupé, alupé,*

Sentadita me quedé!


 

 

 

- RATÓN QUE TE PILLA EL GATO -


     Los niños si sitúan en corro cogidos de la mano y con los brazos levantados. Un niño hace de gato y otro de ratón. Sale el gato en persecución del ratón haciendo recorridos entre los niños, pasando por debajo de sus brazos, entrando y saliendo del corro, corriendo alrededor,...mientras los demás niños cantan la canción:


Ratón que te pilla el gato,

ratón que te va a pillar;

si no te pilla esta noche

mañana te pillará. 



 Cuando el gato caza al ratón, éste es sustituido por otro niño y el gato pasa a ser ratón. Si no le coge, después de cantar varias veces la canción, la pareja es sustituida por otra.


- LA ZAPATILLA POR DETRÁS -

     Los niños se colocan en el suelo formando un círculo, menos uno, que se pasea por fuera del círculo con una zapatilla en la mano. A una señal del profesor, todos los niños permanecen con los ojos cerrados cantando canción:


            “La zapatilla por detrás, tris, tras,

            ni la ves ni la verás, tris tras,

mirad  p´arriba, que caen judías,

mirad  p´abajo, que caen garbanzos,

a estirar, a estirar, que el demonio va a pasar....”



     Mientras tanto el niño que está levantado deja la zapatilla detrás de uno de los niños. Cuando se termina la canción, el niño que tiene detrás la zapatilla tiene que levantarse y correr detrás del que está de pie hasta que le pilla o éste se sienta en el lugar que dejó el de la zapatilla. El juego vuelve a empezar y se queda de pie el que se quedó sin sitio.


- QUE LO BAILE, QUE LO BAILE -



  Las canciones de corro, que ahora nos parecen infantiles y cosas de niños, pero que en otros tiempos constituían la melodia de los primeros escarceos amorosos de mozos y mozas, ansiosos de juntar sus manos por primera vez. Coplas que con las naturales variantes es posible encontrar en muchos de los cancioneros tradicionales, como es el caso de esta conocida canción, QUE LO BAILE, QUE LO BAILE también conocida como, LA JERIGONZA DEL FRAILE.

El señor Juanito ha entrado en el baile
Que lo baile, que lo baile, que lo baile
Y si no lo baila medio cuartillo "dao"
Que lo pague, que lo pague, que lo pague

Salga usted que la quiero ver bailar,
Saltar y brincar y dar vueltas al aire
Por lo bien que lo baila la moza.
Déjala sola, sola en el baile
.

La señora Juana ha entrado en el baile
Que lo baile, que lo baile, que lo baile
Y si no lo baila medio cuartillo "dao"
Que lo pague, que lo pague, que lo pague

Estribillo

La señora Luisa ha entrado en el baile
Que lo baile, que lo baile, que lo baile
Y si no lo baila medio cuartillo "dao"
Que lo pague, que lo pague, que lo pague

Estribillo


La señora Carmen ha entrado en el baile
Que lo baile, que lo baile, que lo baile
Y si no lo baila medio cuartillo "dao"
Que lo pague, que lo pague, que lo pague



Estribillo

La señora Antonia ha entrado en el baile
Que lo baile, que lo baile, que lo baile
Y si no lo baila medio cuartillo "dao"
Que lo pague, que lo pague, que lo pague

Estribillo.

LA FAROLA DEL PALACIO


 

Jugar al corro desplazándose en  una dirección dando tres saltos con cada pie. Hay que cambiar en el primer tiempo de cada compás.

Es interesante que los niños distingan la estrofa del estribillo.

También se pueden omitir sílabas del estribillo por silencios o haciendo eco con instrumentos de percusión y en compás ternario.

 

Ay, chúngala, cata, chúngala,

ay, chúngala, catacachón,

ay, chúngala, cómo me río

con todo mi corazón.

 

La farola de palacio

se está muriendo de risa,

al ver a los estudiantes

con corbata y sin camisa.

 

Ay, chúngala, cata, chúngala,

ay, chúngala, catacachón,

ay, chúngala, cómo me río

con todo mi corazón.

 

De los pies a la cabeza

cogí ayer a un pajarito,

para sacarle a paseo

con sombrero y un manguito.


 





 


WebRep
Calificación general
 
Comments